Organizaciones sociales rechazan la política comercial que impulsa el Gobierno de Guillermo Lasso



23 de junio de 2021        

 

Organizaciones sociales rechazan la política comercial que impulsa el Gobierno de Guillermo Lasso

La Red Ecuador Decide Mejor Sin TLC, conformada por organizaciones y movimientos sociales, rechazamos el rumbo que está tomando en materia comercial el “gobierno del encuentro” que al parecer es el encuentro con los grandes capitales.

Como parte de las políticas que vemos con preocupación es el retorno al CIADI, Centro Internacional  para  el  Arreglo  de  Diferencias  relativas  a  las  Inversiones, organismo que pertenece al Banco Mundial y que su función es defender los intereses de las empresas extranjeras en los Estados en los que invierten.

Vemos con preocupación que este retorno al CIADI sea la “mesa servida” para garantizar que los inversionistas trasnacionales no se vean perjudicados por decisiones soberanas de los Estados donde operan y peor aún que este sea el requisito de empresas multinacionales que exijan a Ecuador para futuras firmas de Tratado  Bilaterales de Inversión o Tratados de Libre Comercio.

No nos oponemos a la inversión extranjera, nos oponemos a poner en riesgo el aparato productivo y generador de empleo del Ecuador. Nos oponemos a condicionar al Estado ecuatoriano a políticas de orden macroeconómico impuestas por organismos multilaterales.

Denunciamos que la embajadora de Ecuador en Estados Unidos, Ivonne Baki está negociando el TLC con Estados Unidos a espaldas de la ciudadanía, de los pueblos indígenas y a espaldas de la Asamblea Legislativa.

Exhortamos a las y los asambleístas a legislar en pro de la soberanía y de los intereses del país acogiéndose al artículo 419 numeral 6 de la Constitución que dicta que: “La ratificación o denuncia  de  los  tratados  internacionales  requerirá  la aprobación previa de la Asamblea Nacional en los casos que:”  “Comprometan al país en acuerdos de integración y de comercio”.

Exigimos además que la Asamblea Nacional active el artículo 422 de la Constitución en el que claramente dice que: “No se podrá celebrar tratados o instrumentos internacionales en los que el Estado ecuatoriano ceda jurisdicción soberana a instancias de arbitraje internacional, en controversias contractuales o de índole comercial, entre el Estado y personas naturales o jurídicas privadas.

Por las experiencias con los vecinos países sabemos que los beneficios comerciales de estos Tratados son nulos o mínimos o en todo caso beneficiarían a unos cuantos exportadores a costa de afectar con las importaciones a gran parte de los productores nacionales e impondría nuevas normas y regulaciones que restringirían la posibilidad del Estado ecuatoriano de decidir soberanamente políticas que beneficien al país.

Consideramos que no solo se deben suspender las negociaciones con Estados Unidos, sino también la aplicación provisional del TLC con Europa. Debemos plantear un proyecto de vida para los pueblos y la naturaleza en beneficio de los ecuatorianos y ecuatorianas en el que el sector externo sea solo un complemento de la economía nacional.